Home RecetasPlatos principales Sabrosísima Salsa Alfredo

Sabrosísima Salsa Alfredo

por Lore

Siempre es útil tener a mano una rica receta de salsa Alfredo. Es rápida, fácil y esta en especial es muuuuy sabrosa. Lo más importante es usar un buen queso parmesano para que la textura y sabor sean perfectos.

Esta salsa la serví con la pasta fresca que había hecho una semana antes porque se puede congelar :). Todo eso se los explico bien en esa receta. Entre lo rica que es la pasta fresca y lo sencillo de los sabores de la salsa Alfredo en verdad me relamí este plato.

Como les decía al inicio la diferencia entre que esté rico y DELICIOSO es el queso que usen para hacer la salsa Alfredo. Es lo que le va a dar más profundidad de sabor en lugar que sepa solo a leche. Escojan un parmesano italiano Grana Padano o Parmigiano Reggiano (no es lo mismo que reggianito), les prometo que van a notar la diferencia. Lo otro que le va a dar saborcito es la infusión que vamos a hacer con la leche antes de usarla. El ajo, laurel, nuez moscada y clavo de olor le va a dar mucho más sabor al plato final.

Para terminar el plato yo usé hojitas de tomillo fresco (va súper bien con preparaciones cremosas), pimienta recién molida y pimienta rosada. Si no has probado la pimienta rosada aún te lo recomiendo muchísimo. No pica casi nada y tiene un sabor dulce y frutado que me fascina. Va increíble también con pescados y en general con preparaciones que tienen queso y / o sabores cítricos.

Salsa Alfredo

Sabrosísima Salsa Alfredo

5 from 7 votes
Imprimir Pin Rate
Plato: Principal
Cocina: Baja
Tiempo de preparación: 10 minutos
Tiempo de cocción: 20 minutos
Tiempo total: 30 minutos
Raciones: 3 personas
Autor: Lorena Salinas de Cravings Journal

Ingredientes

  • 150 ml leche fresca / leche entera
  • 200 ml crema de leche fresca*
  • 1 diente de ajo presionado con el costado del cuchillo para que se abra
  • 2 clavos de olor
  • 1 hoja de laurel
  • pizca nuez moscada recién rallada
  • a gusto sal y pimienta
  • 80 g mantequilla sin sal
  • 100 g queso parmesano recién rallado Grana Padano o Parmigiano Reggiano
  • 200 g pasta ¡la que más te guste!

Elaboración paso a paso

  • En una olla pon la leche y crema de leche junto con el ajo, laurel, nuez moscada y clavos de olor. Ponla a que hierva muy bajito por 10 minutos. Cuela la mezcla.
    Si tu hornilla no te permite que sea tan bajito haz que rompa hervor y luego apaga el fuego. Luego dejas que repose por 20 minutos. Lo que estamos haciendo es como un té con estos sabores. Después de ese tiempo cuela la mezcla.
  • Derrite la mantequilla en una sartén. (En este punto deberías echar tu pasta al agua con abundante sal para cocinarla).
  • Agrega la leche y crema y deja que empiece a hervir ligeramente a fuego medio.
  • Deja que hierva ligeramente por 2 minutos y luego agrega el queso parmesano rallado finamente. Deja que se derrita el queso mezclando todo el tiempo. Prueba la salsa y ajusta el nivel de sal y agrega pimienta.
  • Agrega la pasta cocida para que la cubra de manera pareja.
  • Para terminar el plato yo le eché hojitas de tomillo fresco, pimienta negra recién molida y pimienta rosada. Nunca está de más tampoco un poco más de queso parmesano rallado ;).

Notas

*Cuidado con la crema de leche que usas. Necesitas una con 30-34% de grasa. Si tiene más que eso como las que vienen listas para servir o algunas cremas para batir, se te puede cortar. En Chile y Perú la que hay que usar es la que viene en bolsa.
¿Probaste la receta?Menciona a @lorena.salinas en Instagram o usa el hashtag #RecetaCJ!

Deja un comentario

Rating de la receta




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.