Home RecetasHora del té Sopaipillas pasadas

Sopaipillas pasadas

por Lore

Las sopaipillas pasadas chilenas son el remedio ideal para un día de lluvia. Son hechas de una masa de zapallo y se remojan en una salsa deliciosa y aromática de chancaca. Son calientitas, suaves y para muchos, un recuerdo hermoso de infancia.

¿Cómo hacer sopaipillas pasadas?

Para hacer sopaipillas pasadas, primero hay que hacer sopaipillas. Para las sopaipillas necesitas mezclar zapallo cocido y molido con mantequilla, harina, Maizena, polvos de hornear y sal. Esa masa luego se estira y se corta en círculos para formar las sopaipillas. Dado que tienen polvos de hornear y se fríen, hay que hacerle huequitos con un tenedor para que no se inflen como globo en el aceite. Finalmente, se fríen y tienes unas sopaipillas fritas deliciosas para comerlas solas, con mostaza o con pebre. Si quieres hacer sopaipillas pasadas, se hace una salsa aromática con chancaca, y se remojan ahí adentro. Hace que se pongan suaves y dulces.

sopaipillas pasadas

Zapallo en agua versus al horno

Cuando cocinamos el zapallo tenemos la opción de hacerlo en agua o en el horno. Yo prefiero mucho más hacerlo al horno porque hace que se evapore el agua y queda un sabor más intenso en el zapallo. En el agua, se pierde el sabor al agua pero además el zapallo queda más aguado. Un zapallo más aguado hace que tengas que ponerle más harina a la masa y por lo tanto quede más dura y con menos sabor a zapallo. Por eso, para estas sopaipillas pasadas yo primero horneo el zapallo cubierto hasta que está muy suave y así puedo molerlo con facilidad e incluirlo en la masa.

Sopaipillas pasadas con Maizena

Las sopaipillas pasadas son siempre deliciosas, pero si quieres hacerlas aún más ricas, lo ideal es reemplazar una parte de la harina por Maizena. Así como cuando preparamos los baos, el agregar un poco de Maizena a la masa hace que la masa quede al final más suave y esponjosita. Además, como no tiene gluten, hace que estirar la masa sea bastante más fácil y ayuda a que tus sopaipillas no queden ovaladas cuando las cortes.

Tips al hacer sopaipillas pasadas

Hacer sopaipillas pasadas es bastante fácil, pero igual tengo algunos tips para que te queden siempre absolutamente perfectas:

  • No amases mucho: Siempre que tenemos una masa rica al tacto nos da ganas de amasarla y yo lo entiendo! Sin embargo, si amasas mucho la masa de sopaipillas, te van a quedar duras porque vas a desarrollar el gluten de la harina. Así que une bien la masa nomás y detente.
  • Deja descansar la masa antes de estirarla: En muchas recetas no dejan descansar la masa antes de estirarla. Evitar hacerlo puede hacer que se te haga muy difícil estirarla y luego que al cortar las sopaipillas, se encojan. Esto es justamente porque tensamos el gluten de la harina al manipularlo, y dándole el tiempo de descansar se relaja nuevamente para que podamos estirar con facilidad.
  • No espeses demasiado la salsa: Hay una tentación grande de agregar más Maizena a la salsa de chancaca y que quede más espesa antes de agregar las sopaipillas. No lo hagas porque luego, al agregarlas, se espesa más con la misma harina de las sopaipillas. Además, recuerda que al enfriarse siempre se espesa más, pero calentándolas de nuevo recuperas la textura.
  • Deja que se remojen bien: La desesperación por comer estas deliciosas sopaipillas pasadas puede hacer que quieras comerlas poco tiempo luego de agregarlas a la chancaca. Sin embargo, ten paciencia y deja que se remojen bien para que puedan absorber esa deliciosa salsa.
sopaipillas pasadas

Receta de sopaipillas pasadas

Las sopaipillas pasadas son un plato típico chileno que se hace con una masa de zapallo que luego se fríe. Para "pasarlas" se insertan en una salsa de chancaca deliciosa.
5 from 14 votes
Imprimir Pin Rate
Plato: Hora del té, Postre
Cocina: Chilena
Keyword: chancaca, chilenas, pasadas, sopaipillas, zapallo
Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 40 minutos
Tiempo total: 55 minutos
Raciones: 6 personas
Autor: Lorena Salinas de Cravings Journal

Ingredientes

Para las sopaipillas

  • 200 g zapallo pelado y picado en cubos
  • 220 g harina sin polvos de hornear / harina sin preparar
  • 80 g Maizena
  • 1 cdta polvos de hornear
  • 2 cdta sal
  • 40 g mantequilla sin sal derretida

Para freír

  • 300 ml aceite vegetal

Para la salsa de chancaca

  • 400 g chancaca en bloque
  • 1 litro agua
  • ½ naranja solo la cáscara, puedes retirarla con un pelador
  • 2 clavos de olor
  • 1 anís estrella
  • 2 ramas de canela

Para espesar

  • cda Maizena
  • 2 cdas agua

Elaboración paso a paso

Para las sopaipillas

  • En una fuente pequeña, coloca el zapallo y tápalo con papel aluminio. Cocínalo en un horno precalentado a 200℃/400℉ por 30-40 minutos o hasta que esté muy suave.
  • Muele el zapallo con un tenedor o si no te gusta que vayan a quedar trocitos de zapallo, puedes procesarlo.
  • En un bowl, mezcla la harina con la Maizena, polvos de hornear y sal.
  • Forma un hoyo al centro y agrega el zapallo y mantequilla derretida.
  • Mezcla primero con una espátula y cuando ya no te ayude, cambia a mezclar con las manos.
  • Amasa solo hasta que se haya unido por completo la masa. Si amasas más de lo necesario, te van a quedar duras.
  • Deberías tener una masa muy fácil de manipular. Dependiendo de tu zapallo puede ser que necesites agregar un poco extra de agua o de harina para ajustar.
  • Cubre la masa y déjala descansar a temperatura ambiente por 30 minutos.
  • Estira la masa con un uslero/rodillo sobre una superficie enharinada hasta que tengan 4-5mm de grosor.
  • Usa un cortador redondo (el mío era de 6cm) para cortar las sopaipillas.
  • A cada sopaipilla, hazle dos marcas con tenedor para que no se inflen como globo al freír.
  • Precalienta dos dedos de aceite a fuego medio en una sartén y si tienes un termómetro de aceite, que esté a 180℃/350℉.
  • Agrega las sopaipillas y fríelas por aproximadamente 3 minutos. A la mitad dales la vuelta con cuidado.
  • Retíralas y ponlas sobre una rejilla con una bandeja de horno abajo o una bandeja con harto papel de cocina para absorber el exceso de grasa.

Para la salsa de chancaca

  • Vierte todos los ingredientes en una olla y cocínalos tapados a fuego medio-bajo por 15 minutos o hasta que se haya disuelto la chancaca por completo.
  • Para espesarla, disuelve la Maizena en el agua y agrégalo a la chancaca, mezclando constantemente. Deja que rompa hervor. No estés tentado en agregarle más chacaca porque luego espesan más con las sopaipillas.
  • Agrega las sopaipillas y baja el fuego a mínimo. Déjalas ahí unos 15 minutos para que absorban bien los sabores.
  • Sírvelas calientitas con abundante salsa.
¿Probaste la receta?Menciona a @lorena.salinas en Instagram o usa el hashtag #RecetaCJ!

Este post es auspiciado por Maizena. Gracias por apoyar a las marcas que hacen que este blog sea posible.

2 comentarios

carmen julio 10, 2023 - 5:01 pm

Gracias por responder mi mens Dios te bendiga en grande eres muy linda y gentil estoy emocionada las voy a probar y veo como la subo no soy muy diestra subiendo fotos pro ahí veo gracias .

Responder
Sylvia Rivera agosto 13, 2023 - 4:50 am

Voy a tratar de hacer la receta. Mi padrastro era chileno y le encantaban los postres. Gracias por tus recetas.

Responder

Deja un comentario

Rating de la receta




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.