Home RecetasCocina peruana Lasaña de ají de gallina

Lasaña de ají de gallina

por Lore

Si hay algo mejor que el ají de gallina es la lasaña de ají de gallina. Esta fusión italo-peruana es simplemente sublime y no hay manera de que no te conquiste. Tiene la capa de arriba crocantita de queso, con capas suaves de salsa blanca y otras de sabrosísimo ají de gallina. Es un plato ideal para ocasiones especiales o cuando no hay ocasión especial pero igual quieres disfrutar de tu almuerzo o cena.

El ají de gallina

El ají de gallina de mi mamá siempre ha sido legendario entre mis amistades. El olor que salía de la cocina cuando lo hacían era impresionante en verdad y al comerlo podías morir en paz. Por otro lado, debo decir que las siestas después de comer ají de gallina son espectaculares, jaja! Yo en mi receta de ají de gallina uso pasta de ají amarillo así como pasta de ají panca. La de ají amarillo la hago yo misma para asegurarme que no pique. Para ver cómo hago pasta de ají amarillo puedes ir a las historias destacadas de mi instagram que se llaman «ají amarillo». Además, puedes ver el procedimiento del ají de gallina en este video de YouTube:

La lasaña

Una vez estábamos en mi casa estudiando con amigas y en la cocina estaban preparando el famoso ají de gallina. Una amiga, desde el comedor, dijo «huele como a lasaña». Eso se me quedó pegado en la cabeza y creo que es debido al ají panca que es un poco más ahumado e intenso, acercándose a un concentrado de tomate. En un momento, cuando Javi y yo vivíamos en Londres, unos amigos de Javi empezaron una web donde personas cocinaban en casa su especialidad y lo vendían a otras personas. Por el lanzamiento hicieron un concurso de quién vendía más platos y yo participé con este lasaña de ají de gallina. Al final gané y seguí vendiendo las lasañas por bastante tiempo más! En total debo haber vendido unas 100, jajaja.

Tiempos

Para guardar esta lasaña lo que te recomiendo es que, si no la van a comer inmediatamente, la dejes armada (sin llevar al horno) y la refrigeres por un máximo de dos días. Si va a pasar más tiempo que ese hasta que la comas, puedes congelarla por hasta 1 mes. Del congelador iría directo al horno y obviamente tomaría más tiempo en cocinarse también. Además, te recomiendo que avances por partes si es para una ocasión especial. Puedes hacer el ají de gallina un día y al día siguiente armar la lasaña y cocinarla.

Pasta

Yo hice la pasta para mi lasaña usando mi receta de pasta fresca. Debo decir que queda mucho más rica con pasta casera, pero obviamente puede ser comprada también. Si vas a comprar masa de lasaña, es mejor que pases las capas de lasaña por un minuto para precocinarla, incluso si el empaque dice que no es necesario. Esto es porque si algo pasa y justo hay algún pedazo que no está en contacto con el relleno o se pega al molde, no se va a cocinar bien. Así nos aseguramos que va a quedar suave y perfecta.

Lasaña de ají de gallina

4.13 from 8 votes
Imprimir Pin Rate
Plato: Plato principal
Cocina: Media
Tiempo de preparación: 30 minutos
Tiempo de cocción: 1 hora 15 minutos
Tiempo total: 1 hora 45 minutos
Raciones: 6 porciones en un molde de 24x30cm
Autor: Lorena Salinas de Cravings Journal

Ingredientes

Para el caldo de pollo

  • 1 zanahoria grande (200g)
  • 1 tallo de apio grande (200g)
  • 1/2 cebolla blanca grande (200g)
  • 2 hojas de laurel
  • 2 pechugas de pollo
  • 1 hueso de pechuga de pollo (opcional)
  • 3 litro agua a temperatura ambiente

Para el ají de gallina

  • 5 rodajas pan blanco
  • 1 litro caldo de arriba
  • 1 cdta aceite vegetal para cocinar
  • ½ cebolla morada (150g) picada chiquito
  • 1 diente de ajo rallado, molido o picado pequeñito
  • 2 cdas pasta de ají amarillo
  • 2 cdas pasta de ají panca o 2 cdtas ají panca molido
  • 230 ml leche evaporada alrededor de 1 taza
  • 20 g queso parmesano recién rallado

Para la salsa blanca

  • 450 ml leche de cualquier tipo animal o vegetal (no evaporada)
  • 60 g harina sin polvos de hornear / harina sin preparar
  • 60 g mantequilla sin sal
  • nuez moscada
  • Sal y pimienta

Para las capas

  • 8 láminas de pasta Si es pasta fresca puedes ponerla directamente en el molde. Si es pasta seca es mejor que aunque sea las pases por un minuto por agua hirviendo antes de ponerla en la lasaña.
  • 150 g queso mozzarella recién rallado

Elaboración paso a paso

Para el caldo de pollo

  • Poner todo en una olla a fuego medio-bajo y contar una hora desde que empieza a hervir.
  • Controlar que el hervor sea reducido para que el pollo no se ponga duro.
  • Quitar las pechugas y deshilachar.
  • Colar el caldo y separar 1 litro para el ají de gallina. Lo que te sobre puedes hervirlo para reducir el volumen y congelarlo por hasta 6 meses.

Para el ají de gallina

  • Tostar el pan blanco y cortarlo en cubitos.
  • Poner el pan en una licuadora con el caldo que debe estar caliente para disolver el pan. Licuar.
  • Cocinar la cebolla en una olla con aceite vegetal a fuego medio hasta que se ponga transparente, suave y ya no huela fuerte.
  • Agregar el ajo y cocinar por un minuto.
  • Agregar las pastas de ají y cocinar hasta que espese y veas que el aceite se separa de la pasta.
  • Agregar el pan licuado con caldo y la leche evaporada y cocinar hasta que haya reducido a la mitad. Mover de vez en cuando porque tiende a pegarse a la parte de abajo de la olla.
  • Agregar el pollo y el queso parmesano y mezclar.
  • Corregir nivel de sal y pimienta.

Para la salsa blanca

  • En una olla pequeña, derrite la mantequilla con la harina y ralla un poco de nuez moscada.
  • Cocina la mantequilla con la harina a fuego medio por un minuto, moviendo todo el tiempo con un batidor de mano.
  • Saca la olla del fuego y agrega la leche de a pocos, moviendo entre cada chorrito con el batidor. Cuando hayas agregado toda la leche regresa la mezcla al fuego.
  • Cocina la salsa blanca a temperatura media batiendo todo el tiempo para que no se queme ni forme grumos. Cuando rompa hervor, sigue por un minuto más y luego apaga el fuego.
  • Agrega sal y pimienta a gusto.

Para las capas

  • Pon una capa ligera de salsa blanca en la base del molde. Encima pon láminas de pasta.
  • Luego de la pasta va el ají de gallina, pasta, salsa blanca y el queso rallado quesos. Luego poner más pasta, ají de gallina, pasta y terminas con salsa blanca y queso rallado.
  • Hornear a 180°C / 350°F por 25-35min. Quieres ver que esté burbujeando la lasaña y que esté dorada encima.
  • Deja que la lasaña repose por lo menos 10 minutos antes de cortarla. Así le das tiempo a que los líquidos cuajen un poco y puedas cortarla sin que se desarme. Como esta lasaña tiene pollo deshilachado, te puedes ayudar con una tijera de cocina para separar bien las porciones antes de levantarlas para servir.
¿Probaste la receta?Menciona a @lorena.salinas en Instagram o usa el hashtag #RecetaCJ!

Deja un comentario

Rating de la receta




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.